Michelle Bachelet, Alta Comisionada de las Naciones unidas retrata una Nicaragua reprimida por el régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo

Emiliano Chamorro Mendieta

PortaVozciudadano

Michelle Bachelet, Alta Comisionada de la ONU para los derechos humanos presentó este jueves un informe devastador sobre los derechos humanos en Nicaragua, señalando que el régimen de Daniel Ortega, continúa violentando los derechos humanos de los nicaragüenses que tengan una posición contraria a su forma de gobernar.

“Desde mi presentación de mi último informe en septiembre de 2019 las violaciones de derechos humanos en Nicaragua no han cesado en marco de un contexto político social extremadamente complejo”, dijo la Alta Comisionada de los Derechos Humanos, al presentar en Ginebra, un informe sobre la situación de los derechos humanos en Nicaragua.

Asimismo, la Alta Comisionada, resaltó que producto de la violencia estatal “más de 98,000 nicaragüenses habían salido del país, sin condiciones básicas para un retorno seguro. Mi oficina documentó casos de amenazas y acoso, incluso siete personas detenidas arbitrariamente luego de su regreso”.

Periodistas agredidos por la policia

La Policía de Daniel Orteg ha desatado agresiones, asedio y amenazas contra el periodismo independiente

Bachelet también señaló que el régimen Ortega-Murillo, evitar por la fuerza el derecho a la movilización y la libertad de expresión, con “masivos despliegues policiales, lo que provoca el miedo de los nicaragüenses a manifestarse con libertad, pese a que es su derecho constitucional.

Bachelet remarcó la brutalidad policial contra los manifestantes en las protestas cívicas, incluso, en manifestaciones y actos religiosos.

La Alta Comisionada también explico en el informe el acoso y represión contra defensores de los derechos humanos, periodistas independientes, opositores políticos, excarcelados políticos y también contra miembros de la Iglesia católica.

Por otro lado, Bachelet expresó su preocupación de los crímenes contra campesinos del norte de Nicaragua, asesinatos que quedan en la impunidad, sostuvo la diplomática de la ONU.

“Mi oficina no conoce ninguna investigación penal abierta en contra de oficiales de la policía o de elementos progubernamentales por los hechos del 2018”, cuestionó Bachelet.

Por otro lado, la Alta Comisionada externó su preocupación por los hechos violentos contra los pueblos indígenas de Nicaragua por parte de colonos que invaden sus tierras.

Asimismo, la alta representante de los derechos humanos de la ONU llamó al régimen de Ortega a liberar a las 61 personas que aun se encuentran en las cárceles por las protestas sociales.

Opositores y ciudadanos autoconvocados son reprimidos en Nicaragua y de acuerdo a la Alta Comisionada de la ONU para los derechos humanos, la represión y el asedio no cesa.

Petición al gobierno de Ortega

Durante la presentación sobre la situacion de derechos humanos en Nicaragua, Bachelet hizo un llamado público a Daniel Ortega, para que permita el ingreso al país de la oficina de la Alta Comisionada monitorear los derechos humanos.

“Con el fin de mejorar la situación de los derechos humanos exhorto al gobierno de Nicaragua implementar urgentemente las recomendaciones implementadas por mi oficina  y otros mecanismos internacionales y regionales y reitero mi petición al gobierno para que permita el retorno de mi oficina al país mientras continuamos con el monitoreo remoto desde mi oficina regional en Panamá”, exhortó Bachelet al régimen de Daniel Ortega.

 

 

 

 

 

Compártenos:

Facebook Comments

Portavoz Ciudadano

Somos un medio de comunicación que brindará periodismo responsable. En este sitio usted tendrá una diversidad de información como política, religión, nacionales, cultura, tecnología, deporte, perfiles, análisis y reportajes y temas internacionales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *